2014: del deterioro progresivo del ELA a la confianza en el porvenir

Escrito por Julio A. Muriente Pérez / Copresidente del MINH
               
El año 2014 se ha caracterizado en Puerto Rico por la manera como se ha acentuado el deterioro del modelo económico, político y social establecido hace más de seis décadas, en el marco de la Operación Manos a la Obra y el Estado Libre Asociado.
Hay unos indicadores que muestran de manera elocuente este proceso de descomposición social, que se ha manifestado con fuerza singular durante los pasados treinta años. Uno de ellos tiene que ver con la inseguridad social y la violencia. Otro se relaciona con la inestabilidad económica, el desempleo y el encarecimiento de la vida. Otro más se relaciona con asuntos tan importantes como lo son la educación formal y la salud.
Una consecuencia dramática de esta compleja y deteriorada situación del País, es la emigración masiva. Alrededor de un millón de compatriotas ha abandonado Puerto Rico durante las pasadas dos décadas; desalentados, cansados e inseguros, buscando ansiosos alguna seguridad personal y familiar. Otra consecuencia igualmente seria del desgaste indetenible del ELA es el sentido peligrosamente generalizado en nuestra población, de que no hay nada que hacer ni buscar; que todo se desploma inevitablemente y que no hay salida o luz al otro lado del túnel.
Un sector golpeado contundentemente por este cuadro desalentador es la juventud. Le ha tocado a nuestros jóvenes heredar un país en crisis creciente, con un porvenir incierto, sin importar si se tienen destrezas de trabajo o incluso si se va a la universidad.  Esto no fue lo que prometieron los promovedores de la modernidad en el capitalismo colonial, que participaron en la conversión de Puerto Rico en un enclave industrial estadounidense. Tampoco fue lo que padres y madres de miles de niños y jóvenes querían dejar en herencia a sus hijos e hijas.
Una crisis estructural
La responsabilidad histórica de toda esta situación va más allá de los partidos políticos y las diferentes administraciones que han controlado el gobierno colonial. No se trata de Alejandro o Fortuño, de Sila o Rosselló, de Ferré o Muñoz. Claro que cada una de esas administraciones tiene una dosis de responsabilidad en lo que ha sido el Puerto Rico de las pasadas décadas que hoy se nos presenta maltrecho y sin oxígeno. Pero el origen del problema va más allá.
Si hoy se dispara el desempleo, si la gente se va del País, si la insolvencia se apodera del discurso gubernamental, si el parasitismo cuponero1 es opción única para muchas familias, si la violencia y la droga campean por sus respetos, si las escuelas están manga por hombro, si el desasosiego es la orden del día; todo ello es en mayor o menor medida consecuencia de un sistema político, económico y social montado sobre la ausencia absoluta de poderes, sobre el enriquecimiento de unos pocos—sobre todo extranjeros—a costa del endeudamiento y el empobrecimiento de la mayoría, sobre la dependencia en el capital externo y la ausencia de desarrollo propio, sobre el consumismo desenfrenado y enfermizo, sobre la mediocridad y la incompetencia en la gestión administrativa y gubernamental.
No es el gobierno de Alejandro García Padilla y el PPD el que está en crisis en 2014, con todo y lo incompetente que pueda ser. Es el Estado Libre Asociado, que ya no aguanta más. Es la colonia, que hace agua. Es el modelo de industrialización por invitación, que ya no logra atraer inversionistas extranjeros. Es el abandono de la tierra, en un país en el que menos del 2 por ciento de la actividad económica proviene de la agricultura, mientras más del 85 por ciento de todo cuanto consumimos viene de afuera. Es el deterioro del tejido social, plagado de violencia, droga e infelicidad.
Creer en el porvenir
Pero no se trata de meramente proyectar una visión catastrófica de la situación del País. No es cuestión de flagelarnos o sentir que todo está perdido. No. Este es el momento preciso de evaluar cómo y de qué manera hemos llegado hasta aquí y de considerar seriamente cómo habremos de seguir adelante como sociedad.
El discurso de colonialistas y anexionistas es el discurso de la impotencia, de la imposibilidad, de la dependencia y la subordinación. No acaban de reconocer que la fiebre no está en la sábana. Unos y otros están en negación sobre la real naturaleza de la crisis económica, política y social que enfrenta Puerto Rico en 2014.
Nuestro discurso, en cambio, tiene que ser distinto, profundamente distinto. Nosotros y nosotras creemos en el porvenir en libertad. Creemos que tenemos la capacidad de generar riqueza para toda la población. Nos sentimos más que preparados para mandarnos a nosotros mismos, tras más de cinco siglos de que nos manden otros. Estamos dispuestos a trabajar la tierra, a producir alimentos, a organizar una economía autogestionaria y próspera, a comerciar libremente con el mundo, a imponer la eficiencia y la solidaridad social.
Nosotros y nosotras creemos, a diferencia de los colonialistas y anexionistas, que otro Puerto Rico es posible, en libertad y felicidad. En todo caso son ellos, los colonialistas y anexionistas, quienes han fracasado, quienes nos han traído a este callejón sin salida y ahora no saben qué hacer.
2014 puede ser un año que marque diferencias, una suerte de parteaguas entre el ayer, el hoy y el mañana. Pocas veces ha estado tan clara en nuestra historia la incapacidad de colonialistas y anexionistas, de construir un País para beneficio de todos. Pocas veces como ésta la historia nos ha provisto a quienes creemos en la plena libertad nacional, de la posibilidad de avanzar decididamente en la ruta de un Puerto Rico mejor.

 

1.       Se refiere al Programa de Asistencia Nutricional (PAN), que promueve la dependencia económica de los puertorriqueños a EEUU.

El histórico acuerdo alcanzado en el proceso de normalización de relaciones diplomáticas y políticas entre Cuba y EEUU

Mensaje de Alejandro Torres Rivera, Comisión Ejecutiva del MINH, Pto. Rico.

De acuerdo con una de las leyes de la dialéctica materialista, los grandes cambios cualitativos siempre han estado precedidos de numerosos cambios cuantitativos. Estos cambios cuantitativos en muchas ocasiones se desarrollan de manera casi imperceptibles. De ahí que cuando se produce un cambio cualitativo, en la mayoría de los casos éste nos sorprenda preguntándonos cómo ha sido posible llegar al mismo sin percatarnos de su eventualidad. Los cambios cualitativos constituyen importantes hitos en el desarrollo de las relaciones sociales, políticas y económicas. Impactan la historia con tanta fuerza que sus efectos suelen medirse a través de generaciones hasta que otros cambios de igual contenido y naturaleza ocupen el nuevo escenario histórico.

En el contexto hemisférico, uno de esos grandes cambios cualitativos durante el pasado siglo fue el triunfo de la Revolución Cubana el 1ro de enero de 1959. Para los pueblos de América Latina, la Revolución Cubana constituyó un importante paradigma antiimperialista y un ejemplo a seguir en la defensa de la soberanía nacional y la justicia social. Tal triunfo, sin embargo, generó su contrario desatando la reacción imperial, promoviendo dictaduras que sembraron de muertes y desolación los pueblos que se rebelaban contra sus designios, y claro está, recurriendo a todo tipo de mecanismos dirigido a revertir las conquistas alcanzadas por los pueblos en lucha.

A raíz del triunfo de la Revolución Cubana, diversas medidas de naturaleza económica y política adoptadas por el nuevo Gobierno Revolucionario llevaron al deterioro de las relaciones entre Estados Unidos de América y la República de Cuba. La razón de ser de tales medidas fue el compromiso contraído desde sus inicios por la Revolución Cubana con los obreros, campesinos y sectores de la pequeña burguesía patriótica y antiimperialista, dirigidos a atender las grandes necesidades de su población así como la defensa de su soberanía nacional. La respuesta de Estados Unidos a las medidas adoptadas por la naciente Revolución culminó en la ruptura de relaciones diplomáticas entre ambos gobiernos a partir de enero de 1961. A la ruptura de relaciones siguieron otras medidas de naturaleza económica y militar con las cuales Estados Unidos pretendía someter la voluntad de lucha del pueblo cubano

Entre las medidas económicas, efectivo a las 12:01 de la mañana del día 7 de febrero de 1962, el gobierno de Estados Unidos de América tomó la decisión de imponer sobre la República de Cuba un embargo de sus bienes financieros dentro del territorio estadounidense y de bloqueo económico contra el país. Al día de hoy la mayoría de tales medidas permanecen en vigor a pesar de las múltiples resoluciones de la Asamblea General de las Naciones Unidas condenando el Bloqueo y pidiendo el cese de las sanciones adoptadas por Estados Unidos contra la República de Cuba. De hecho, el pasado mes de octubre, la Asamblea General de las Naciones Unidas votó, una vez más, una resolución con el apoyo de 188 países, dos en contra y tres abstenciones, una resolución condenando el boqueo impuesto por Estados Unidos contra Cuba.

La Carta de las Naciones Unidas en su Artículo 1, Inciso 2 establece que las relaciones entre las naciones deben estar basadas en el respeto al principio de igualdad de derechos y libre determinación de los pueblos. Por su parte el Artículo 2, Inciso 4 dispone que los miembros de las Naciones Unidas deben abstenerse en sus relaciones internacionales de la utilización de la amenaza o uso de la fuerza contra la integridad territorial o la independencia política de cualquier estado o de otras medidas inconsistentes con los propósitos de las Naciones Unidas.

El Artículo 6 de la Carta de la Organización de Estados Americanos, contempla que ¨ningún Estado puede usar o estimular el uso de medidas económicas, políticas o de cualquier tipo, para coartar a otro Estado a fin de obtener de este la subordinación al ejercicio de sus derechos soberanos.¨

Las medidas de bloqueo establecidas por el gobierno de Estados Unidos a lo largo de más de medio siglo, además de violar la legalidad internacional, han conllevado para la República de Cuba efectos económicos que se calculan ascienden a más de 116,800 millones de dólares, mientras que las multas impuestas por Estados Unidos a entidades que mantienen relaciones con Cuba sobrepasan la suma de 11,500 millones de dólares.

La discreción con la cual contó en un momento el Presidente de Estados Unidos para levantar totalmente las sanciones económicas contra la República de Cuba quedó limitada mediante la Ley para la Democracia en Cuba (Ley Torricelli) de 1992 y la Ley de Libertad y Solidaridad Democrática (Ley Helms Burton) de 1996. Hoy corresponde tal facultad al Congreso y al Senado mediante legislación que ha de firmar el presidente de Estados Unidos. Sin embargo, aun así, el Presidente cuenta con el poder de hacer más flexibles con relación a Cuba algunas de las medidas que al presente existen.

Resulta del todo contradictorio que estados políticos con sistemas económicos diferentes al sistema económico de Estados Unidos, particularmente países con los cuales este último sostuvo profundas discrepancias de naturaleza política, económica, ideológica y militar como son los casos de la República Popular China y la República Socialista de Vietnam, a pesar de ese pasado conflictivo, hoy Estados Unidos sostenga relaciones políticas, comerciales y diplomáticas plenas, con beneficio común con cada uno de dichos Estados, habiendo normalizado sus relaciones.

El diferendo político entre Estados Unidos y la República de Cuba al presente constituye un resabio de la Guerra Fría ya concluida desde finales del pasado siglo entre las principales potencias a escala global. El discurso oficial de Estados Unidos hacia Cuba desde la década de 1960 sigue sosteniéndose en la histeria anticomunista típica de la era del macartismo en dicho país. A lo anterior se suma, al menos hasta hoy, la insistencia de Estados Unidos de que Cuba es un Estado que practica el terrorismo a pesar de que no cuenta con pruebas que sostenga la acusación. Por el contrario, si algo ha distinguido a Cuba son sus esfuerzos dirigidos en las pasadas décadas a servir de interlocutor y mediador en la solución de importantes conflictos armados en la región, provocados y sostenidos por dictaduras y gobiernos afines a los intereses de Estados Unidos.

La normalización de las relaciones políticas, económicas, diplomáticas y comerciales entre Estados Unidos y Cuba anunciada el pasado miércoles por los presidentes de ambos países, es un paso positivo en el desarrollo de ambos estados y de beneficio para ambos pueblos. Es además, un paso importante en la distensión de los conflictos y en las aspiraciones de paz para la región. Se trata de otro cambio cualitativo en la historia, constituyendo posiblemente el evento de mayor significado en las relaciones entre ambos pueblos en los pasados cincuenta años. Como consecuencia de las negociaciones llevadas a cabo por ambos gobiernos, con la intervención como mediador de Su Santidad el Papa Francisco, y con el apoyo en dicha gestión del gobierno canadiense al facilitar su territorio para el desarrollo de las negociaciones, se alcanzó también un acuerdo que incluyó la excarcelación por parte de la República de Cuba del prisionero estadunidense Allan Gross, así como por la parte estadounidense, de los prisioneros políticos cubanos en cárceles de Estados Unidos: Antonio Guerrero Rodríguez, Ramón Labañino Salazar y Gerardo Hernández Nordelo.

Es nuestra esperanza que este paso inicial pero significativo en las relaciones entre ambos Estados marque la etapa final en el proceso de normalización absoluta de las relaciones entre ambos países y contribuya al fortalecimiento de los lazos de amistad y solidaridad entre ambos pueblos. Confiamos en que el paso dado mediante los acuerdos informados el pasado 17 de diciembre sirvan de base y experiencia a ambos países para crear el clima necesario que les lleve a un total y absoluto restablecimiento de relaciones políticas que conduzca a la eliminación de todas las sanciones establecidas por Estados Unidos al gobierno de la República de Cuba, poniendo final al Bloqueo impuesto desde el año 1962.

El 15 de julio de 2010, dentro del marco de la excarcelación por parte del gobierno de Cuba con la mediación de la Iglesia Católica en dicho país y del Estado español de un grupo de 75 personas convictas de actividades delictivas que incluyeron el financiamiento por parte de una potencia extranjera de acciones en perjuicio del gobierno constitucional de la República de Cuba, expresamos lo siguiente:
«Como en otras ocasiones en que se han dado saltos históricos en las relaciones entre estados donde la hostilidad ha sido una constante, los pasos iniciales son pasos iniciales periféricos. ¡Estos allanan en todo caso el camino hacia importantes e históricas decisiones!

»No podemos tampoco obviar en estos momentos el contexto internacional creado entre Estados Unidos, Inglaterra y la Federación Rusa en el marco del intercambio de prisioneros acusados y encarcelados por espionaje respectivamente y la opinión mundial favorable a este tipo de iniciativas. En el caso cubano, existen cinco prisioneros cubanos en cárceles estadounidenses que ya han extinguido 10 años de sus condenas en ese país, a la vez que existen prisioneros en Cuba, incluyendo estadounidenses, convictos de actividades llevadas a cabo contra la seguridad del Estado que incluyen el espionaje, los cuales también extinguen penas de prisión.
»Un intercambio general de prisioneros sería  un salto cualitativo en el mejoramiento de las relaciones políticas entre Estados Unidos y Cuba, que unido a medidas que lleven al final del Bloqueo impuesto contra Cuba y la normalización de las relaciones entre ambos estados, significaría en definitiva el fin de un largo período de Guerra Fría que adelantaría los mejores intereses y propósitos de la Humanidad.»
Han transcurrido ya cinco años y medio. Hoy desde la distancia vemos quizás el resultado de aquellos primeros pasos.
A pesar de la alegría que nos embarga en que se hayan dado estos importantes pasos en las relaciones entre Cuba y Estados Unidos, ciertamente nos entristece que el Presidente Obama aún no haya ejercido sus facultades ordenando también la excarcelación del prisionero político puertorriqueño Oscar López Rivera. A pesar de ello albergamos la esperanza en que ese mismo sentido de humanidad que guió al presidente de Estados Unidos en el proceso de decretar la liberación de los prisioneros cubanos en cárceles estadounidenses, eventualmente, más temprano que tarde, sea el mismo que le guie con la mayor premura posible en la liberación de Oscar López Rivera.

Esta victoria del pueblo cubano la asumimos como  una victoria de todos aquellos y aquellas que a lo largo de estos años han perseverado en la solidaridad con el pueblo cubano, sus luchas, sus esperanzas y su Revolución.
El Apóstol de la independencia de Cuba, José Martí, estando en la ciudad de Nueva York escribió en el periódico Patria el 22 de septiembre de 1894, unas palabras que bien podrían servir hoy como homenaje al pueblo cubano en su justa lucha en defensa de su Revolución:
«Solo en el cumplimiento triste y áspero del deber está la verdadera gloria. Y aún ha de ser el deber cumplido en beneficio ajero, porque si va con él alguna esperanza de bien propio, por legítimo que parezca, o sea,  ya se empaña y pierde fuerza moral. La fuerza moral está en el sacrificio.»
Esa fuerza moral que se sostiene en el caso de Cuba en el sacrificio de sus hijos e hijas, es la misma que ha obligado a reconocer al presidente Barack Obama en su mensaje al pueblo estadounidense, que más de cincuenta años después de imponer al pueblo cubano el criminal Bloqueo, quien ha quedado aislado del mundo no es Cuba sino Estados Unidos; que los intentos hechos por el gobierno de Estados Unidos por lanzar a Cuba al colapso en el pasado medio siglo no han servido.
Todavía queda una gran distancia por recorrer en el proceso de normalización de las relaciones entre ambos países. La experiencia del pasado medio siglo nos dice que el pueblo cubano tiene no solo la paciencia, sino también la confianza en su dirección política y su voluntad para avanzar en la lucha por romper el muro que representa el Bloqueo impuesto por Estados Unidos a la par que defiende y profundiza su Revolución.
Esa lucha, como la describía Martí, es tarea de grandes.

 

Apuntes antes del fin (de año)

Por ahí dicen muchas cosas del fin
Uno
Las sanciones a funcionarios venezolanos por parte del gobierno estadounidense, que se traducen en un atentado a la libre autodeterminación de los pueblos, figura y consolida la narrativa de injerencia imperialista en una de sus más acaloradas fases: una futura intervención directa en nuestro territorio. Y no es que se trata de un asunto baladí o de tanta teoría de la conspiración, como el discurso elaborado en el laboratorio comunicacional imperial que pretende inocular esta orquestación como un asunto paranoide ante la “opinión pública” no versada, que ignora el ajedrez del poder global; quedarán claras sus acciones en la siguiente fase, que incluye a todos los ciudadanos de nuestro país, derivado en el recrudecimiento de la guerra económica y el bloqueo del arcano oscuro de la economía mundial, más visible en la baja de los precios el petróleo y demás ciclos de sanciones (como se comenzó con funcionarios para luego trascenderlo a la institucional-estatal) como ha sucedido con otros países no alineados, como el caso Rusia, contándose entre sus efectos la baja del Rublo y la amenaza hecha realidad a cuentagotas del bloqueo al gigante euroasiático, por parte de la Unión Europea.
Dos
La decisión de la UE a favor del reconocimiento del estado palestino [1], además de la eliminación del Movimiento de Resistencia Islámico, Hamás, de la llamada “lista negra” del terrorismo [2], representan acciones para deslocalizar lo que sucede realmente en el escenario global y los procesos de intervención, ahora con un prólogo de sanciones a funcionarios, que son en sí la abstracción de cada nación en el cargo que desocupan; a partir de una pretendida acción de apoyo al pueblo palestino, se pretende dirigir la mirada del mundo hacia el conflicto árabe-israelí y, por supuesto, mostrar a la UE como la égide de la civilización, tomando en cuenta que no son más que los ejecutores de la orientación imperial, sigue pues, la ratificación de su doble discurso y demás contradicciones cuando su toma de decisiones apoya e involucra a los críticos y aquellos que no comulgan la visión unipolar.
Tres
¿Qué tiene que ver Venezuela en el intríngulis global? Una de las razones es el machacado asunto de seguir siendo un edén caribeño lleno de petróleo en la guerra por los recursos, juntando a esto el también lugar común de habernos proclamado como alternativa al desastre capitalista, convirtiéndonos en uno de los referentes antisistema más importantes en el naciente siglo XXI, diría recientemente el Vicepresidente de Planificación y Conocimiento Ricardo Menéndez, en la instalación del X Encuentro de la Red de Intelectuales, Artistas y Movimientos Sociales en Defensa de la Humanidad: “el Comandante Chávez lo advirtió, pero hoy lo sabemos por vivencia propia: el sistema capitalista es un sistema profundamente incapaz e ineficiente; eso hay que decirlo. Nosotros en Venezuela hemos duplicado la capacidad de consumo familiar en estos 15 años, pero el sistema capitalista instalado aquí es incapaz de producir los bienes y servicios para atender a la mayoría de la población…” “Para ellos es sabroso atender solamente al 5 por ciento de la población que puede pagar los precios que sean. ¿Por qué no ser eficientes con toda la población, y con todos los habitantes del país? Sencillamente no pueden. El sistema capitalista es incapaz de atender los problemas reales de la economía” [3].
Cuatro
Estas palabras no aplican solamente a Venezuela como subconjunto de la geopolítica mundial, sino a todo el componente humano. Ayotzinapa, Ferguson, Bruselas y demás candelitas prendidas son ejemplo y resultado del accionar del Frankentein capitalista, nos demuestran la ineptitud total del sistema, que tiene bastante rato conciencia del levantamiento por parte de los pueblos del mundo que viene concretándose gradualmente. Es decir, cuesta caro imponerse ante el gendarme imperial y decir que no estamos de acuerdo con su visión de mundo, ¿si está pasando con las potencias no alineadas qué podemos esperar nosotros?
Cinco
Ya hemos planteado una futura intervención directa, cuando adjetivamos nos referimos al anhelo de la derecha radical y apátrida que sueña con ver marines en el sur del lago, destructores y demás juguetes bélicos gringos en nuestras costas y cascos azules en Sabana Grande, la intervención podría definirse, situarse en un plan estratégico ya trazado a largo e incluso mediano plazo (ejecutado progresivamente desde que Hugo Chávez llegara al poder); el fin último sería qué hacer luego del aterrizaje en nuestro territorio y cómo sacar los recursos con un gobierno de transición que se dedica a realizar un soundtrack made inFlorida ¿el mediano plazo? Pues el aterrizaje mismo que ya comenzó desde que nos pusieron el primer Mc Donald´s en territorio venezolano, sólo que hoy se manifiesta, nunca tuvo mayor significado eso de lo tangible, sí, tangible, que se puede tocar, ver y oír: el diablo está en casa, y hace rato.
Seis
La desconfianza ante las noticias que están inundando nuestros hogares con un posible fin al bloqueo cubano son más que extrañas, inevitables (ver estrategia de deslocalización en el apunte 2). Si el que interpretaba el papel de “comunista” y “bárbaro estado dictador” ya no es problema, intentemos adivinar hacia donde se irán todos los cañones, tanto mediáticos como políticos. El tren imperial ya está en marcha, estamos en medio de un bloqueo financiero, rodeados por todo el aparato transnacional; banca, calificadoras de riesgo país, ONG´S que enarbolan la bandera de los “derechos humanos”, que como cosa rara no se pronuncian ni un segundo a propósito de los mecanismos de tortura aplicados por la CIA, medios de comunicación como invitados especiales a la fiesta y demás policías y vigilantes del amenazado y belicoso armatoste vecino de Canadá y México.
Siete
El hoy es vital para movilizar la opinión pública global. Hay un espíritu de resistencia permeándolo todo, con la posibilidad, siempre, de que la reacción del sistema nos revuelque y nos lleve a rastras a su lógica y pasado de dominación, expoliación y sumisión. El aparato imperial ya ha dejado colar entre su tejido mediático la posibilidad de una III guerra mundial, al igual que analistas y demás reflexólogos de este lado y el otro [4]. Allí el papel de todos los ciudadanos y ciudadanas del mundo, protagonistas de este tiempo: la movilización para deslegitimar los poderes que pretenden imponerle una guerra fratricida al género humano.
_________________________________________________________________________
[1] Parlamento Europeo votó a favor del reconocimiento de Palestina como Estado independiente: http://www.avn.info.ve/contenido/parlamento-europeo-vot%C3%B3-favor-del-reconocimiento-palestina-como-estado-independiente
[2] La UE ordenó eliminar Hamás de la lista negra del terrorismo:
[3] Instalan el X Encuentro de la Red de Intelectuales, Artistas y Movimientos Sociales: http://albaciudad.org/wp/index.php/2014/12/en-videos-y-fotos-instalado-el-x-encuentro-de-la-red-de-intelectuales/
[4] “La tercera guerra mundial ha entrado en su fase decisiva”  http://actualidad.rt.com/actualidad/view/145790-tercera-guerra-mundial-irak-ucrania

Apuntes sobre la violencia impuesta

Tremenda contribución bibliográfica

1
 
En un puesto de libreros reposa “La historia de la pistola”. En casi todos los diarios titulares de asesinatos como prioridad informativa. Las cifras de asesinatos en los noticieros son dichas con un acento, retórica y oratoria cercana al placer. No serán los medios de comunicación quienes tienen la responsabilidad absoluta de la violencia criminal en el país (en el mundo), pero un alto porcentaje de la culpa reposa en su fetiche de mostrarnos necrofílicos y medievales.
2
¿Cuántas muertes violentas se pueden presenciar en una sola película de acción del complejo cinematográfico del gran capital? ¿Cuántas violaciones? ¿Cuántas formas para denigrar lo humano? ¿Cuántas expresiones de rascismo, misoginia y homofobia? ¿Cuántas torturas? ¿Cuántas violaciones a los derechos humanos? ¿Cuántos femicidios, parricidios, fratricidios? Es difícil precisar y fácil sorprenderse: hay géneros para cada uno, es decir, productores que se encargan de construir todo un sistema de “valores” y reproducción de la agresión.
 
3
La violencia también es mercancía. Y hay muchos dispuestos a pagar por ella.
4
No basta con un complejo militar industrial, no basta con imperios genocidas, también es necesario el regodeo ante la capacidad de destrucción, el recordatorio insistente en documentales y cuanto análisis de carácter internacional de la capacidad bélica de las potencias.
 
5
La violencia también es moneda. Hay muchos dispuestos a dejarse comprar.
 
6
También hay violencia imperceptible, inoculada con el miedo que es otro tipo de violencia.
 
7
Las noticias diarias son apenas un saldo, la punta del iceberg del problema. Sólo se habla de la capacidad y formas de reprimir el efecto de una causa, no se habla de quiénes han llevado a que esa realidad se haya construido. 

El trabajo voluntario: escuela creadora de conciencia

 
La UBCH  Don Rómulo Gallegos activada con el trabajo voluntario

 

El trabajo voluntario es una escuela creadora de conciencia. Es el esfuerzo realizado en sociedad para la sociedad, como aporte de individualidades y colectivos, va formando esa alta conciencia que nos permite acelerar el proceso del tránsito hacia el comunismo. Recuerdo que con esta reflexión del comandante Ernesto Che Guevara empezamos la reunión de la UBCH,  para que no fuera sólo una reflexión vaga en la cual afirmamos con la cabeza; le echamos manos a las ideas y nos propusimos a ser vanguardia en nuestra comunidad y hacer real el discurso.

 

Decidimos hacer el trabajo voluntario aquel domingo, donde sólo empezamos nueve (9) personas. No teníamos muchas herramientas pero eso no fue problema, poco a poco la comunidad se fue acercando a la entrada del barrio, a involucrarse en la actividad. Cada uno de los que se encontraban alrededor fue colaborando; un espacio de encuentro de los habitantes de la comunidad. Parece mentira, el ritmo que nos lleva esta sociedad capitalista ya ni nos permite la conversa entre nosotros: nos aísla al triste mundo de la individualidad.



Todos cabemos en la sociedad nueva


¿Qué quiere decir el trabajo voluntario como una escuela creadora de conciencia? El trabajo voluntario nos abrió las puertas a encontrarnos, involucrar a todos al trabajo colectivo, pudimos conocer problemas y fortalezas de nuestra comunidad, también fue un espacio donde el saber popular se manifestó, como por ejemplo, la señora Damaris Mendoza enseñándonos a ejecutar el palin y la escardilla.


También escuchamos a Renzo y Chorris, diciendo que el próximo domingo seguiremos haciendo el trabajo, con más intensidad. Rescatando lo que el tiempo se llevó, aquellos encuentros entre los panas para formar la cayapa y armar el juego de chapita, el dominó y el futbolito de calle, claro, ante todo -no puede faltar el sancocho, afirma Renzo; para ser más panas y acercar a más personas en el sagrado y unificador alimento.
Aparte de hacer el trabajo por la comunidad, también se trata de encontrarnos con aquellos valores  espirituales a través de la verdad, siendo guerrilleras y guerrilleros de la comunicación y lograr una comunidad más crítica ante lo que le dice cualquier medio de comunicación. Vamos pues, compañeros y compañeras, a darle una gota de amor a nuestra comunidad para afianzarnos en los valores de un hombre y una mujer más humanos, para crear una sociedad donde haya más conciencia, donde todas y todos seamos parte de ella.

Ya nosotros en la UBCH Don Rómulo Gallegos nos unimos a esa batalla.


¿Y tú, qué esperas?

El sueño de la comuna se hace posible en colectivo, en el nosotros.
¡Unidas y unidos venceremos!

 

7 apuntes a propósito de los 10 años de la Red de Intelectuales y artistas en defensa de la humanidad

1
A partir del 10 de diciembre se estará realizando en nuestro país el aniversario de la Red de Intelectuales, Artistas y Movimientos Sociales en Defensa de la Humanidad, estarán visitando la ciudad capital cientos de hombres y mujeres del país y del mundo entero que se dedican a la creación intelectual, además de la organización y militancia en contra del sistema capitalista. Hace rato que la palabra intelectuales, escritor, escritora y artista nos incomoda, por el pasado que arrastran, por las prácticas y convenciones que no compartimos, sobre todo porque tenemos entendido desde hace rato que todas y todos somos intelectuales, es más, en este ejercicio político permanente al que nos convoca la Revolución Bolivariana en los espacios de organización y participación desde que comenzamos el proyecto de plantarnos ante el imperialismo y decirle que va, nosotros no vamos con usted, nos hemos visto en la necesidad de hacer un ejercicio intelectual constante, de creación continua, sin descanso; somos el intelectual colectivo que llama el Presidente Maduro en lo que denominó la Revolución del conocimiento.

2
¿Qué se supone que es una Red de escritores, de intelectuales, de creadores y creadoras? ¿Cómo se come eso?
Dentro de tantas cosas que puede ser es: un espacio para el pensamiento. Una comunidad conformada por escritoras y escritores; por poetas, ensayistas, narradores orales, historiadores, guionistas, dramaturgos, narradores y novelistas, todos aquellos que usan la palabra escrita, su voz, sus discursos, sus creaciones y también la lectura como forma de expresión y comunicación.
 
3
Es un hoy acelerado que reclama audacia, acción permanente. En este tiempo en que los llamados medios masivos de comunicación en manos del imperialismo, del complejo militar industrial, bélico-comunicacional, que tiene políticas muy definidas de moldear más que nunca la conducta de la humanidad, es imperativa, absoluta, total, irrevocable –citando al Gigante-, la necesidad del encuentro de los pensadores y pensadoras, de los creadores que ven al mundo desde otra óptica.

Y no el encuentro para el regodeo estético sin intención edificante. Sino para la sistematización a través de la palabra creadora y dadora de vida. Las escritoras y escritores que están de éste lado de la acera del mundo, de la siemprevida de lo siemprenuevo, tienen un deber, un deber cívico como creadores: prestarse a la defensa del proyecto Bolivariano y demás proyectos de liberación nacional en la región, prestarse a la defensa del legado continental que hoy percibimos, porque toda Revolución verdadera sufre el eterno asedio: concebirse como escritores de Nuestra América, para tener de una vez por todas la valentía de llamarnos Americanos porque somos de Nuestra América, llamarnos solo venezolanos –apropiándome del grande Jorge Abelardo Ramos en la historia de la Nación Latinoamericana- es no tener el coraje suficiente de sentirnos de una Patria Grande, de esta Roca de Crear en donde sigue Bolívar todavía, vigilante, como dice Martí.
 
4
¿Con qué defendemos? ¿Cuáles son nuestras armas? ¿Realmente funciona para algo escribir un poema en contra del imperialismo, en contra de la guerra, a favor de la paz mundial, un panfleto en contra del capitalismo, del abuso de las transnacionales? Por supuesto que sí. Sí a las anteriores. ¿Qué es la obra fundamental del grande Gabriel García Márquez, Cien años de soledad? Un bello panfleto que denuncia la invasión trasnacional en nuestro hermano país y Centro América; realismo mágico en Uslar Pietri quitándole el aura a lo real maravilloso que diría Carpentier; más nos dominan por la ignorancia que por la fuerza diría el Libertador. Hoy siguen haciéndolo, usando eufemismos para designar invasiones. Realismo mágico. Así bautizó la literatura “oficial” la invasión y las cabezas de playa del capital financiero trasnacional. Hoy siguen haciéndolo: bombardeos humanitarios, daños colaterales, contratistas, acercamientos vigorosos. “Simples”  adjetivaciones para enmascarar bombardeos a hospitales y escuelas, mercenarios e invasiones a lo que otrora fue llamado su “patio trasero”.
Todo esto a punta del lenguaje.
 
5
Hoy tenemos Patria. Así se despidió Chávez. El Chávez Presidente. El poeta, el también escritor, el Corazón de la Patria, el gran promotor del libro y la lectura. Y lo dijo no para que se hiciera un panfleto eterno: sino para darnos a entender que las condiciones están dadas para todas y todos. Patria para nuestras niñas, Patria para nuestros niños: y para nuestros escritores y escritoras también. Creadores que ya no tienen el peso de la persecución por lo que dicen, creadores que hoy día, con todos los detalles y errores que podamos haber cometido, son publicados, homenajeados, atendidos: hay hasta bienales con sus festejados vivos.

Parece mentira, pero no. Pura verdad.

6
¿Qué puede hacer una Red de pensadores? ¿Qué pueden hacer mujeres y hombres que se dedican al asunto de las ideas en el hoy, en este irreductible presente?: asumir su condición de sujetos históricos. Somos un gran nosotros, un sujeto colectivo de cambio que busca más sumar que restar, llamar a la juventud a hacer presencia, con un permanente consejo de las y los más experimentados, volver al círculo de sabios del origen, para no mover un pie ni tomar una decisión por si solos, sino en el consenso, con el debido consejo dado por nuestros mayores que son los más aptos por la experiencia; escuché reciente: más sabe Fidel por viejo y guerrillero que por Fidel.
 
7
Una Red de intelectuales debe ser un crisol en donde se encuentren los pilares morales y espirituales de una región, de un país, de un continente entero; para construir y hacer fortalezas en nuestras expresiones, con la virtud crítica de asimilar la tradición, tomando aquello que nos edifica, desdeñando y desmontar aquello que lacera nuestra identidad, en un inventar y errar sin descanso, operando nuestros símbolos del origen que tienen resonancia en el inconsciente colectivo de la humanidad, para seguir tejiendo lo posible con la palabra en la palabra y por la palabra.
 
Que nuestra Red de intelectuales sea un poderoso Tanque del Pensamiento en defensa de la Revolución Nuestramericana, con sus hombres y mujeres siempre listos, en lo táctico y estratégico, en la defensiva y la ofensiva, en la planificación a corto, mediano y largo plazo, milicianos en armas en la batalla de las ideas para la liberación definitiva.
 
Que así sea.     
 
 

Leopoldo López: Fascista y neonazi de los racistas – Sangre y Honor

 

Por las redes sociales ha circulado desde hace algún tiempo, sin mayores explicaciones, una imagen que muestra dos logotipos comparados y su asombroso parecido. Uno es el logotipo del partido Voluntad Pupular, de Leopoldo López, una especie de letra V invertida e inclinada, semejante a una flecha que apunta hacia arriba y a la derecha, de color blanco, sobre fondo circular anaranjado. El otro es un símbolo que muy pocas personas conocen. Es el símbolo de la agrupación neonazi internacional Blood & Honour (Sangre y Honor), tendencia radical descendiente de los llamados Skinheads o Cabezas rapadas. Este símbolo tiene tres veces esa misma letra V (que más bien es una flecha o punta), conformando de manera circular una estrella de tres picos que guarda cierto parecido con el famoso símbolo nazi de origen más bien esotérico. Ahora bien, ¿qué relación realmente guardan Leopoldo López y su Voluntad Popular con los cabezas rapadas de Sangre y honor?

Es necesario determinar ciertos antecedentes. El primero y más importante de todos es la conocida antigua afiliación de un Leopoldo López adolescente con la secta católica ultraconservadora Tradición, Familia y Propiedad, escándalo en el que se vio envuelto cuando era un total desconocido para la sociedad venezolana, a mediados de los años ´80 del siglo pasado. Recordamos a esta secta principalmente por cierto programa tipo talk show de entonces que invitó a los jóvenes de la llamada TFP y su dirigencia religiosa a que explicaran su cometido como grupo. Pero la TFP no era realmente algo nuevo. Esta secta cristiana nace en 1960 en Brasil, como un brazo activo y “laico” (en el sentido de no-monástico) del Opus Dei, y en general muy bien respaldado por los sectores más conservadores del Vaticano (para mayor información, visite en la web: http://es.wikipedia.org/wiki/Tradici%C3%B3n,_Familia_y_Propiedad), sobre todo por su ideología expresamente contrarrevolucionaria, anticomunista y pro-capitalista. Su nombre se debe a la intención de oponerse totalmente a la tesis de Engels sobre El origen de la familia, la propiedad privada y el Estado, pues para los TFP los principios y valores de la barbarie que señala Engels en su libro (fundamental del comunismo) son más bien las bases de la sociedad que ellos defienden, en donde la conservación de la tradición religiosa, la herencia familiar de la riqueza acumulada, y la propiedad privada (entendida como acumulación de riqueza también) como fin último de la realización del hombre en la sociedad, son lo más importante para la vida, y ello pasa por encima de cualquier teoría de lucha de clases. Por supuesto que las diferencias teóricas no eran sino la excusa perfecta para frenar la influencia de la Unión Soviética en los países occidentales, sobre todo en Latinoamérica. Así pues, entendemos que la TFP fue sólo una pieza más dentro del ajedrez de la Guerra Fría. (Para más información sobre la doctrina de la TFP-Venezuela, que se conoció también como “La Resistencia”, revise estos enlaces: http://www.pliniocorreadeoliveira.info/ES_19861204_ResistenciayTFPdeclaradasinocentes.htm, y http://www.pliniocorreadeoliveira.info/GestaES_0205Venezuela.htm)
Con la derrota final del ideal de comunidad de naciones de la Unión Soviética, en 1991, la TFP entra en una etapa estacionaria, subterránea, sumamente alejada de lo mediático. Pero ya, desde los años ’70, algunas facciones del neonazismo europeo y norteamericano, todos bajo la doctrina de los Cabezas Rapadas, se habían identificado con el ideal de la TFP, principalmente en Estados Unidos y en Inglaterra. Existieron alianzas bajo la fachada de movimientos juveniles urbanos que funcionaban como fuerzas de choque contra otros movimientos juveniles urbanos de influencia afrodescendiente. A su vez, por vía de los grupos anarquistas, representados principalmente en la música underground, nacía a finales de esa misma década una fuerte división entre anarquistas neoliberales de filiación nacional-socialistas neonazi que utilizaron la moda punk para expresarse (su música, sus revistas, su vestimenta) y por otro lado los anarquistas libertarios de filiación estrictamente filosófica antirracista, que modificaron la moda punk y se comenzaron a alimentar del pensamiento libertario latinoamericano, del cual se dejaron influenciar principalmente por lo que les era idiomáticamente más cercano: Jamaica y su filosofía rastafari. En 1980, estos movimientos punk-reaggae angloparlantes crearon la tendencia internacional R.A.R., (rock anti racista), mientras los punk-ska angloparlantes también crearon la tendencia R.A.C. (rock anti comunista) (para mayor información visite el sitio: http://www.nucleosoa.org/Aquelarre/textos/Alboroto/MusicaAlboroto/MusicaSignificadosPoliticos.htm). Es el mismo año en que la conocida banda de rock inglés Pink Floyd saca el famoso disco The Wall (El muro), que da pie a su película homónima en 1982. No se sabe si la coincidencia fue premeditada o no, pero lo cierto es que The Wall, por su fuerte satanización del comunismo soviético, se convirtió en un himno anticomunista para los “rockeros anticomunistas”, y es en su seno que nacen entonces, herederos de los primeros skinheads, los hammerskins (cabezas rapadas de martillo). El nombre de “Cabezas de martillo” se lo colocaron a propósito del logotipo con que en el filme The Wallse caricaturiza al gobierno socialista soviético (recordemos el logotipo del comunismo: la hoz y el martillo) como un dictador que, por un lado enloquece, y por el otro lado es animado burlescamente como un monstruo cabeza de martillo que avanza sobre el mundo, dominándolo. En el filme hay un emblema que tiene dos martillos cruzados, y ese mismo es el logotipo de los hammerskins (consulte también estas páginas: http://www.nuevorden.net/s_06.html, http://www.hammerskins.net/  , además chequee también http://www.start.umd.edu/start/data_collections/tops/terrorist_organization_profile.asp?id=3483 .
Ahora bien, dentro del Hammerskin surge un subgrupo, también de alcance internacional, llamado Blood & Honour, que se diferencia en primera instancia en que abandonan la escena musical para simplemente ser agitadores con mayor actividad política que los simples “skins”, incluso algunos reciben apoyo monetario de los partidos de derecha del mundo. También se sabe de sus tendencias paramilitaristas (por lo cual tiene código internacional de grupo terrorista) y economicistas (revisar: http://es.wikipedia.org/wiki/Blood_%26_Honour–y confrontar fechas sospechosamente erróneas del juicio colocadas al final del artículo con la información siguiente en este texto-), y allí volvemos al principio. ¿Qué tiene que ver Leopoldo López y su partido Voluntad Popular con este grupo terrorista o secta cristiana racista? Es menester hablar del caso que sucedió en España en julio de 2009, cuando los tribunales por primera vez ordenan desarticular una organización neonazi en ese país. Era la Hammerskin Blood & Honour capítulo España. El caso fue descubierto por un periodista que infiltró, encubierto, las filas de este movimiento pro-hitleriano y franquista, contó todo a la policía y además publicó bajo el seudónimo (para protegerse) de Antonio Salas, el libro Diario de un skin. Un topo en el movimiento neonazi español(consultar: http://profesordeeso.blogspot.com/2009/08/los-tribunales-disuelven-por-primera.htmly las páginas citadas por esta fuente de fecha inalterable por tratarse de un blog). Ahora bien, digo que la fecha en Wikipedia es sospechosamente errónea porque 2009 es el mismo año en que Leopoldo López funda aquí en Venezuela el Movimiento Voluntad Popular, convertido en partido político al año siguiente. El suceso de España es del mes de julio, la fundación del MVP es de diciembre de 2009. Pero cabe destacar que mucho antes, ese mismo año, en febrero se sospecha que Leopoldo López es uno de los autores intelectuales del ataque a la Sinagoga de Caracas (ver: http://www.aporrea.org/oposicion/a71548.html) hecho profundamente neonazi, y conveniente para reforzar el discurso antichavista internacional.
 
Famosa foto de 2002, cuando participó en las acciones vandálicas del golpe de estado contra Chávez el 11 de abril
 
El año 2009 es también el de nacimiento de su hija, en septiembre, por lo cual Leopoldo López no figura mucho en los medios por esos días, salvo precisamente para mostrar a su hija por Twitter. Este “bajo perfil” es así hasta, precisamente, diciembre, cuando funda el MVP. Llama la atención pues, que justo pocos meses después de que es desmantelada esta agrupación fanática racista en España, López, de quien conocemos su filiación con el franquismo español, funde aquí un movimiento que toma como logotipo una de las puntas de la estrella de los Hammerskin Blood & Honour. Más recientemente vimos como Voluntad Popular, convertido en partido político desde 2010, fue uno de los que apoyó la candidatura de Henrique Capriles Radonksy tanto para Presidente como para Gobernador, no sin ciertas diferencias más o menos ventiladas entre las fuerzas opositoras venezolanas. ¿Será esta la “agenda oculta” o el “plan propio” de Leopoldo López al cual algunos de los mismos dirigentes de la oposición se han referido? Todo parece indicar que Leopoldo López sigue aún con las ideas contrarrevolucionarias, extremoderechistas y ultraconservadoras que tiene desde la TFP, pasado luego por una ideología Hammerskin racista y nacional-socialista muy emparentada con la TFP, hasta llegar a las ideas de dominación política y económica de Blood & Honour. Esto explicaría las razones por las cuales sectores de ultraderecha del este de Caracas, territorio dominado ideológicamente por estos llamados Chacao Boys (en alusión a los economistas neoliberales “Chicago Boys”) han pregonado en algunas ocasiones ideas hitlerianas. Igualmente, hemos visto últimamente el resurgimiento de movimientos neonazis en Europa, lo cual tiene una estrecha relación con el pasado de la Juventud Hitleriana de Joseph Ratzinger “Benedicto XVI” (lea: http://www.taringa.net/posts/info/1957010/Ratzinger_-un-papa-aleman-_y-nazi_.html) y la cercanía del Vaticano con estos grupos ultraconservadores.
Seguramente sus partidarios no conocen el origen del logotipo
Aún faltan muchas piezas por armar, sin duda, pero es obvio que el rol de Leopoldo López en la política venezolana dista mucho de ser claro y sincero, sobre todo al evidenciar el “asombroso parecido” entre los dos logotipos que dan pie a esta breve investigación, que a su vez debería dar pie a una más profunda.